❤ Recibe GRATIS una muestra en cualquier compra 🚚 ENVÍO GRATIS en compras a partir de $1000

Los 5 errores más comunes al hacer una limpieza

Tu limpieza facial es el paso más importante para lograr que el resto de tus productos puedan penetrar hasta la tercera capa de la piel y por lo tanto, tengan mayores resultados. 


Por eso aquí te dejamos los errores más comunes que debes de evitar al hacer el paso de limpieza:


1.- Lavar tu cara con agua caliente.

  • Lavarte con agua muy caliente puede dañar la capa natural de tu piel y causar resequedad. Además es terrible si tienes piel rosácea, ya que está se puede activar e inflamar. 
  • La temperatura ideal para lavar tu cara es con agua tibia. 

2.- Si no estoy maquilladx, sólo lavo mi cara con jabón facial y luego aplico mis hidratantes.

  • Este error es muy común. Aunque no hayas salido de tu casa y no te hayas maquillado debes de hacer una doble limpieza, es decir usar tu jabón facial y luego un agua micelar, ya que esta retirará el resto de las impurezas causadas por los factores externos como la contaminación.
  • Un agua micelar, al estar hecha de micelas, tiene la característica de solubilizar el agua y el aceite, es decir que se unan, por eso logra hacer una limpieza más profunda y deberías de siempre usarla, pero ojo, el agua micelar tampoco suple al jabón, aquí puedes ver las dudas más frecuentes del agua micelar Las preguntas más frecuentes del Agua Micelar Envera

3.- No usar un jabón especial para la cara. 

  • Recuerda que tu cara y el resto de tu cuerpo tienen un pH diferente. Un pH balanceado, te evitará resecar tu piel, irritarla o modificar tu barrera protectora.
  • Es importante que uses productos especiales que te ayuden a nivelar el pH de tu cara. 

4.- Usar la misma toalla que usas para tus manos y compartirla con otra persona. 

  • Cada persona tiene diferente tipo de piel, necesidades y hábitos de higiene, por eso es recomendado que cada persona tenga su propia toalla.
  • Te recomendamos además usar una toalla diferente para tu cuerpo, para tu cara y la que usas para lavarte las manos.
Finalmente te damos un tip, no frotes tu cara para secarla, mejor hazlo con pequeños toques para no irritarla. 

5.- Exfoliar tu cara demasiado seguido.

Hacer una exfoliación muy seguido, puede causar sequedad, irritaciones e inclusive puedes llegar a provocar más granitos por desgastar la barrera protectora natural de tu piel, esto hará que quede más vulnerable a factores externos.
Lo recomendado es de una a dos veces por semana. 

Compártelo con quien
más dudas tenga:

Ahora dinos tu opinión. Se vale debatir:

Nombre .
.
Mensaje .

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados